Connect with us

ESTAFAS ONLINE

Fraudes en caridad y donaciones a las víctimas del terremoto de Turquía

Published

on

Los ciberdelincuentes crean más de 60 dominios web fraudulentos, simulan ser entidades benéficas y captan parte del tráfico de donaciones para las víctimas del desastre en Turquía

Desde que un terremoto azotara la vida de 20.000 personas una oleada de solidaridad se ha desatado en todo el mundo. Se trata de ONGs, empresas y colectivos que llenan la red con campañas de donaciones. Se cuelan en grupos de WhatsApp, bandejas de e-mail y grupos de Telegram recordándonos que nunca la red había sido tan generosa.

Pero mientras los rescatistas trabajan bajo los escombros los ciberdelincuentes lo hacen delante de sus pantallas. Se trata de organizaciones criminales especializadas en fraudes de caridad. Detectan tragedias con gran tirón mediático y ponen en marcha sus equipos para crear websites dedicados a la beneficencia.

Utilizan fotos de archivo, textos convincentes y falsos testimonios. Es frecuente que incluyan videos o imágenes de las regiones afectadas. Sus webmasters posicionan estos sites en Google bajo la compra de palabras clave accediendo a parte del gran pastel de las donaciones internacionales.

Los fraudes de la caridad online se generalizaron en el 2015 cuando empezaron a surgir estafas relacionadas con los huracanes Haervey e Irma; el ataque terrorista contra Charlie Hebdo en París o los terremotos en Nepal. En el 2020 y 2021 los delincuentes recaudaron millones de dólares gracias a engaños de beneficencia relacionados con la ayuda a víctimas de la pandemia.

“Son nuevos actores de amenazas cibernéticas y pueden usar tus donaciones para irse de vacaciones, comprar coches o invertir en otros delitos”

En PayPal existen distintas recaudaciones de fondos con enlaces maliciosos cuya finalidad es hacerse con el dinero destinado a las víctimas. Son links que aparecen y desaparecen para evitar la trazabilidad bancaria y reducir las posibilidades de ser atrapado. Tampoco faltan donaciones a través de criptomonedas en las que no siempre es posible verificar la identidad real del receptor.

Bitdefender, empresa dedicada a la ciberseguridad ha publicado los resultados de un estudio. 24 horas después del terremoto en Turquía se lanzaron campañas fraudulentas de captación de fondos benéficos. Según esta empresa los remitentes de los e-mails fraudulentos fueron IP’s ubicadas en Alemania y Malasia. Se enviaron principalmente a EEUU (23%), Reino Unido (55%), Alemania (5%) del total e Irlanda (3%).

Por su lado la empresa de análisis sobre amenazas digitales, SOCRadar, ha identificado hasta 60 dominios asociados con supuestas estafas de ayuda a Siria y Turquía.

Las señales de alarma son diversas: cuentas de Twitter recién creadas o con pocos seguidores, sitios web de reciente creación o seguidores comprados artificialmente.

A los fraudes online hay que añadirle los saqueos que se producen en la logística de distribución de las ayudas. Es muy difícil que los envíos lleguen a todos los puntos. El Presidente Turco Erdogan” ha anunciado que “habrá duras sanciones contra saqueos o aquellos que intenten sacar partido del desastre”.

Comentar noticia

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Advertisement
Advertisement